jueves, 7 de septiembre de 2006

Surrealismo salvadoreño (el culolar)

He andado tonteando mucho tiempo por la red, buscando cuál término usar para explicar la foto que ven a la par de éste texto; publicada en la portada de la edición de hoy, 7 de septiembre de 2006 de La Prensa Gráfica. La noticia está acá.

Lo que ven ustedes, el referido rotativo lo describe como la radiografía de un recluso del penal de "alta seguridad" de Zacatecoluca (zacatraz, para aquellos que quieren estar en onda, poniendoles a las protestas de la nacional, donde asesinaron a dos policías, "los eventos del 5J" y pendejadas por el estilo). El referido recluso, señalan, se introdujo un celular en el ano para escoderlo de la requisa de las autoridades penitenciarias, quienes sospechan que desde los penales se están ordenando las extorsiones a comerciantes, profesionales y empresarios del transporte. Esta es una de las manifestaciones más "in" de la violencia de nuestro país, junto a la quema de buses. (Actualización: Fueron cuatro reos que tenían en el recto cuatro celulares, un cargador y nueve chips. Todos en bolsas plásticas. Qué aguante.)

Mi estado de estupefacción frente al fenómeno en cuestión y la explicación de las autoridades, no me evitó ponerme a pensar otras hipótesis posibles. Como buen científico, amante de la duda sistemática, no me quedé con la hipótesis oficial y elaboré las mías. Mal que bien, se me ocurrieron varias, en colaboración con los posts de un foro que visito con cierta frecuencia. Quizá las más acertadas me parecieron ser:
  • El recluso en cuestión no había satisfecho su líbido con la práctica de la braquioprosis o erotismo braquioprótico (que es una forma profunda de físting - insertar el puño o el antebrazo dentro del recto o la vagina - donde todo el brazo penetra el ano) y decidió probar con objetos menos "ortodoxos".
  • El recluso en cuestión estaba ideando un plan de fuga, en base a una masiva hemorroides que le llevaría al Hosp. Rosales, activada vía celular.
  • El celular tenía cámara y quería tomarse una foto del estado de su recto para enviarla al coloproctólogo.
  • El recluso quería demostrar que sus contactos vía celular le conocían desde "muy atrás".
  • El recluso fue abducido por los extraterrestres y le implantaron ese dispositivo de control, cuando le daban ñáñaras (salvadoreñismo que viene siendo objetivado como sensación de cosquillas en el ano) eran los extraterrestres rastreando sus actividades.
  • Introducirse objetos en el ano es parte del entrenamiento intensivo que reciben los reclusos en las penitenciarías nacionales, antes de quedar libres.
  • El individuo en cuestión es parte de un experimento ultra secreto dirigido por los gringos que busca investigar in situ la dinámica fisiológica inherente a las emisiones de gases intestinal (o sea, andan viendo que pedos).
  • El maitrito no tenía nada que hacer y quiso probar cómo se sentía estimularse la próstata con un vibrador semi artesanal.
  • Es alguien que por celular habla puras mierdas y lo quiso demostrar de la manera más gráfica posible.
  • (Actualización): Los reos estaban haciendo un concurso para ver quien tenía el recto más espacioso.

En fin, dejando de lado mi absurdo sentido del humor, la situación esta me pareció tan surrealista, que no pude evitar comentar de éste modo. La verdad es que me es difícil imaginarme cómo alguien puede hacer tal cosa; sé que en las cárceles salvadoreñas suceden cosas tanto o más truculentas. Y ésto refleja la incapacidad de las autoridades para estar a la altura de la creatividad (si cabe llamarle así) o la inventiva de los reclusos. No los alabo, pero realmente me sorprende lo que han hecho con tal de no ponerse en evidencia, muy comprometedor debe ser tener un celular en la supuesta prisión de máxima seguridad del país, donde se supone el contacto con el mundo exterior es sumamente restringido. Ahora, ésto es necesario allí, pero qué ocurrirá en las demás penitenciarías del país; en esas de las que se escapan tanatadas de reclusos por un boquete en la pared o por un tunel.

Hay mucho que hacer en cuanto a la problemática de las extorsiones, la quema de buses, los asesinatos, los asaltos y todas esas "linduras" que llenan las páginas de los diarios y las franjas de los noticieros televisivos, eso no es moco'e chumpe (no es moco de pavo, para las/os foráneas/os). No es sólo darse cuenta de que desde la cárcel se mandan a realizar delitos y sacarlo a la luz pública como un gran avance en la lucha contra la delincuencia.

Una de tantas cosas necesarias es poner los fenómenos en evidencia, en su dimensión real, sin maquillajes y teniendo como centro de atención a las personas, a las y los salvadoreños que son víctimas de ésta espiral de violencia en que vivimos. No es lo más importante ver los costos políticos, de imagen del gobernante, la calificación del riesgo del país; todo eso vale verga cuando vemos que se está desangrando el país, cuando el incipiente tejido social se está armando más y más en torno a la violencia, cuando cada día más de diez familias lloran a un familiar que ha sido asesinado. En ése sentido, lo que hace Mayra Barraza en su blog 100 días en la República de la Muerte, es una actividad necesaria para todas y todos los salvadoreños; darte cuenta de la situación aberrante que vivimos y que ésto te lleve a la reflexión y (añado yo) a la posterior y necesaria acción. Porque la violencia es problema de todas y todos, nos afecta en mayor o menor medida, nos encierra en nuestras casas, nos somete a un estrés enorme por la paranoia de ser asaltados, extorsionados o asesinados, nos hace pagar por seguridad y nos lleva a muchas cosas más.

Bien, se me han secado las ideas temporalmente. Es tarde y tengo que reunirme por primera vez con mi asesor de tesis. Luego les cuento.

Salú


P.D.: No lo pude resistir. ¿Se imaginan si hubiera sido de éstos celulares con los que se sodomizaron?













Actualizaciones hechas el 8 de Septiembre. Anoche ya se me había ido el duende.

10 comentarios:

Beka dijo...

jajajaja... a mi la verdad la imagen me parecio un poco ridicula, ya que el celular me parece bastante ancho como para.. ya sabes...

Ademas el recto no se le ve tan expandido, algo se le tenia que haber roto, a menos claro, que lo que se dice por ahi, sea cierto y que se hagan algunas practicas sexuales exoticas...


Bueno, hubiese estado mas duro si hubiesen sido esos aparatotes que pusiste al final..jajaja

latinonline dijo...

Me parece que en zacatraz no hay visitas intimas, entonces de cualquier forma se quieren desquitar...jaja, pero ya me imagino si no hubieran los micro cel. panasonic, porque hubiera sido !!uta!! y las hemorroides que tendran PEORES.. Saludos.. lo que hacen esos locos ... se pelan!!!!1

Mario dijo...

jajaja...ta bien mi querido amigo el post...si que quedaron algo hechos leña del ano esos pobres, jajaja..-salú

Ixquic* dijo...

Me has hecho reir mucho. Soy muy bueno en loq ue escribes porque además de entretener, aportas mucho.

Y claro no podría imaginar que sería con esos celulares que pusiste al final.

es por demás decir lo grave de esto.

manuel peña dijo...

ciertamente amigo victor, en zacatraz la mara quiere convivir de cerca con la tecnologia, imaginate hubiera sido uno de aquellos "todo terreno" que tenia la vero de eje...juela le llega hasta el pelo, que chusco me oi!

Claudia dijo...

Que me has hecho reir con lo del fisting! Pero la verdad...yo mas bien creo que lo que los delato fue el tono del timbre..por eso los agarraron. En fin a parte de la estirada, la ahuevada que les cayo despues. Idiotas de plano!

karroll dijo...

yo también estube admirada de ver la radiografia; tus teorias sobre el tema no estan nada mal, y esta de mas hablar sobre la cruda realidad que se esconde detras de todo esto, simplemente que estoy de acuerdo con vos, hay que reaccionar de alguna manera.

Marcela dijo...

Que cosas las que se ven en nuestro paisito...
La verdad es que yo también a parte de estar sorprendida, me he matado del chiste con tus "teorías" aunque puede que no esten ta alejadas de la realidad

Aniuxa dijo...

Yo creo que lo andaba en vibrador jijiji

Que yuca...

Aldebarán dijo...

A mi la noticia sólo me recordó a la novela "Papillon"